El sol de la divina mañana sirvió de marco ideal para salir al barrio a regalarle a los abuelos y abuelas de la comunidad un clavel, en muestra de agradecimiento, por su importante rol en la familia y el barrio. A diario trabajamos multiplicando la necesidad de valorar y cuidar a nuestros adultos mayores en cada acto.